miércoles, 23 de marzo de 2011

EXAMEN DE LATÍN II

Os dejo un texto que han hecho hoy mis alumnos de 2º. Este texto de 180 palabras lo han traducido en 25 minutos el que menos ha tardado y 40 los que más. Lo han traducido sin diccionario, sólo con las notas del margen. Me gustaría conocer vuestra opinión acerca de la posibilidad de que los alumnos tradujeran en la prueba de la PAEG un texto completo con sentido y que permitiera valorar mucho mejor si el alumno sabe traducir.

6 comentarios:

Ana dijo...

Sé que no me toca responder porque no me afecta directamente, pero tu propuesta me parece lo más razonable que he leído/escuchado en muchos años sobre una prueba de las PAU. Enhorabuena por ella. Ojalá esa idea pudiera realizarse en otras comunidades y también en griego. Muchas gracias por compartirla públicamente, ojalá cunda el ejemplo.

Psifer dijo...

Pues la verdad es que no me sorprende que los alumnos que utilizan estos métodos de estudio del latin como el Orberg y otros similares traduzcan bien estos textos.Aunque no sea latín clásico,Cesar,Virgilio,Cicerón o Livio,yo creo que es mas sano y conveniente para los alumnos traducir textos como los que tu propones y que vean que el latin es una lengua que se puede dominar,aprender ytraducir en dos años,que matarse a tradcir textos de César o Virgilio,que al ser incapaces de hacerlos con un mínimo de corrección y sentido acaba por provocarles hastio, asqueo y el abandono de la lengua latina por parte de los alumnos.Ojalá que en un par de años podamos trabajar con textos como estos para la PAEG.Supondría la recuperación del latín para los alumnos y la posibilidad de que muchos alumnos conozcan la lengua latina como algo inteligible.

Gustavus Ficus dijo...

Me parece bien.Es lo más razonable y es lo que siempre he defendido yo: que el texto tenga unidad de sentido, y no fuera un fragmento descontextualizado. Pero me gustaría saber cuál es la procedencia del texto. Si se trata de un texto original o una adaptación. Muchas gracias.

Manuel José dijo...

El texto pertenece al libro "Fabulae Syrae" (graecorum romanorumque fabulae ad usum discipulorum latine narratae) de Luigi Miraglia.

rosario dijo...

Tu propuesta me parece muy correcta y adecuada sobre todo para aquellos alumnos que durante dos o tres cursos aprenden latín con el método de Orberg. No sé cómo se podrá encajar en el modelo exigido para la prueba, pero, sin excluir otras propuestas ,éstas deberíamos, al menos, debatirlas.

Ide dijo...

Aunque ya no dependo de la UCLM, daré mi opinión sincera. Me parece que los que trabajamos con métodos naturales -Orberg, en concreto- podemos aspirar a mucho más. Ese texto lo veo bien para el nivel final de 1º o, como mucho, de un 1er trimestre de 2º, pero no para texto final de 2º, me parece demasiado poco. Yo sigo creyendo que trabajando bien con el Orberg -los maestros y los chavales-traducir textos literarios con ayuda de diccionario al llegar a final de 2º no debe suponer ningún problema.
Más bien a mi lo que me "sobra" de los exámenes de selectividad actuales es toda la parte de morfología, sintáxis y derivación de palabras

Me explico: un grupo que haya trabajado bien con el LLPSI puede llegar fácilmente en 2 cursos a asimilar los 24 o 25 primeros capítulos -si además has trabajado con ellos en 4 deberías terminar el Familia Romana-. La experiencia me demuestra que si se ha hecho bien, a esas alturas ya se lee casi de corrido a cualquier autor clásico con sólo la ayuda del diccionario para resolver dudas puntuales. Eso debería suponer una ventaja enorme en el examen de selectividad... y sin embargo, con el modelo actual, casi no se nota -por lo menos en el examen Madrid-, pues con solo 2 lineas y media de traducción -que los alumnos buenos las suelen entender casi primo visu- casi no tienen sitio para "lucirse" y demostrar su superioridad. Es más, incluso puede suceder que en esas dos lineas y media se les escape algún error de "ortodoxia" en la traducción, y encima no saquen los 4 o 5 puntos de la traducción. En el resto de ejercicios la aplicación del método natural no supone ninguna ventaja, e incluso puede que la parte de análisis gramatical la lleven más floja, pues están más acostumbrados a leer entendiendo que analizando...

En cualquier caso a mi no me preocupa demasiado el asunto del selectivo, tengo la convicción de que los alumnos que estudian bien con métodos naturales llevan una ventaja considerable -aunque a veces no quede reflejada en el Selectivo- y, lo que es mucho más importante, aprenden muchísimo más latín. Un examen en el que de verdad se notaría la diferencia, sería poner una traducción con diccionario de un texto literario original de 30 o 40 lineas. Ahí un alumno que haya trabajado con el Orberg con provecho no debería tener demasiadas dificultades, en hacer un examen decente, mientras que con el método gramaticalista... sencillamente no le daría tiempo a traducir más de cuatro o cinco líneas.